sin-azucar-añadido  sin-gluten   sin lactosa 

receta salsa de albahaca

 

Esta salsa de albahaca es una de mis salsas favoritas, es una receta muy sencilla de preparar y que tan solo necesitaremos 5 ingredientes para prepararla.

Su sabor combina perfectamente para ensaladas, pasta y para platos de carne y pescados. Aunque en realidad también lo puedes añadir como aderezo final para tus pizzas y verduras asadas.

salsa albahaca

 

Ingredientes para preparar esta salsa de albahaca

1 taza de hojas de albahaca fresca
Media taza de hojas de espinacas
Aceite de oliva al gusto
20 gramos de piñones
Un diente de ajo

 

Anotaciones sobre los ingredientes

Cuanta más cantidad de aceite de oliva añadamos a la mezcla, más líquida quedará la salsa. Para que la salsa de albahaca quede más o menos espesa añade ¼ de aceite de oliva, mientras que, si la quieres muy líquida puede añadir hasta media taza de aceite.

El aceite de oliva deberás añadirlo en crudo, no frito ni refinado y siempre la opción virgen extra.

En cuanto a la cantidad de ajo también puedes ajustarla un poco a tus preferencias, añadiendo hasta dos dientes de ajos enteros para los amantes del ajo.

 

Cómo preparar la salsa de albahaca

Mezclar todos los ingredientes

Con ayuda de una batidora o licuadora será necesario mezclar todos los ingredientes: Las hojas de albahacas, las hojas de espinacas, el aceite de oliva, el diente de ajo y los piñones.

Cuanto se haya formado una mezcla homogénea ya tendrás tu salsa preparada para añadirla a cualquier plato y darle un delicioso toque final.

 

Pruébala antes de servir

Es recomendable que pruebes la salsa antes de servir y ya sea más difícil ponerle solución, mientras sigue en la batidora toma un poco con una cuchara y pruébala.

Así, sabrás si está a tu gusto en cuanto a aceite de oliva virgen o de ajo, como ingrediente opcional puede añadirle una pizca de sal.

 

Conservación de la salsa

Lo ideal es consumir esta salsa inmediatamente nada más hacerla para que no pierda sabor, pero si por cualquier cuestión necesitas conservarla por más días puedes introducirla en tu recipiente hermético en la nevera. Introduciéndolo en la nevera te durará para 1 – 2 días en perfecto estado.

Otra opción de conservación por más tiempo es introducir la salsa en una cubitera y directamente al congelador formando lo que serían cubitos de salsa. Así, podrá durar muchísimo más tiempo y podrás ir sacando salsa según necesites.

Pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *